1. Limpiar la piel antes de usar. Aplicar una gota en la cuenca y otra en la sien. Extender suavemente procurando no formar arrugas en la piel. Tras darle 3-4 pasadas, presionar la parte del lagrimal para drenar. Realizar un suave tecleteo de las yemas para favorecer la absorción. Se recomienda no aplicar en los párpados.
  2. Finalmente extiende en el rostro la Crema Hidratante Facial con aceite de Germen de Trigo con un suave masaje hasta su completa absorción. Notaras un efecto hidratante inmediato y duradero a las 24h.