5 consejos para preparar tu piel para el invierno

Sigues con la misma rutina de cuidado de la piel pero algo se siente fuera de lugar. Tu piel se ve más seca, la sientes deshidratada y se tensa antes de lo habitual.

¿Qué pasa?

Se acerca el invierno y tu piel lo nota.

El aire más seco. Los vientos más fuertes. La temperatura cada vez más fría…

Así como cambia la estación, también tu rutina de cuidado. La piel está expuesta al entorno cada segundo del día, percibe los cambios inmediatamente y reacciona.

Afortunadamente, sabemos lo que se avecina y contamos con la mejor herramienta: la prevención.

Por eso, te compartimos nuestros consejos para que adaptes tu rutina de cuidado de la piel de la mejor manera para recibir el invierno con los brazos abiertos.

5 pasos para cuidar de tu piel durante el frío:

Para mantener tu piel lo más sana para la llegada del invierno, sigue estos consejos.

1. Hidrata, hidrata, hidrata…

¿La clave para tener una piel sana durante el frío? Hidratar por capas.

Durante el otoño y el invierno, nuestra piel produce menos aceites naturales… lo que implica que necesitas hidratación más profunda y más frecuente.

Además de beber mucha agua, te recomendamos:

  • Optar por una hidratante con textura más densa. En épocas más cálidas, optamos por cremas más livianas pero en las frías, es mejor priorizar las más espesas. Te recomendamos una crema a base de aceites vegetales naturales, como la Crema Hidratante Facial con Aceite de Germen de Trigo.
  • Aplicar sérum faciales. El invierno es el momento perfecto para incorporar el sérum a tu rutina diaria, si aún no lo haces. ¿A qué esperas?
  • Priorizar las mascarillas hidratantes/nutritivas. Con tanto cambio en el entorno, es posible que la crema hidratante y el sérum no sean suficientes para humectar tu piel lo necesario. Compleméntalo aplicando una mascarilla hidratante una o dos veces por semana para reforzar y revitalizar las funciones cutáneas.

2. Elige un limpiador más suave

Tu piel se vuelve más sensible durante las épocas frías y te agradecerá que elijas productos más amables que los que usabas en verano. ¿Cómo descubrir si tu limpiador es ideal? Presta atención a tu piel después de limpiar tu cara: ¿se siente fresca o se tensa rápidamente? Busca siempre los productos que dejen tu piel con sensación de frescura.

¿Has probado ya el Agua Micelar con Extracto de Aloe Vera y Jengibre?

3. La exfoliación: nuestra gran aliada

¿Te cansas del color apagado y opaco de tu piel en invierno? La exfoliación te ayuda a recuperar ese brillo y vitalidad que se pierde en estos meses. Al igual que el limpiador, te sugerimos que elijas un exfoliante más suave para no causar irritaciones ni molestias.

Y ¿por qué no? Aprovecha este momento para mimar tus labios. Puedes hacerlo utilizando el mismo exfoliante. Luego aplica un bálsamo rico en mantecas vegetales para dejarlos súper suaves y sanos.

4. Cuida tus manos

Las manos son las que más sufren: están expuestas en todo momento y con tanto lavado y alcohol en gel se resecan ¡muchísimo!

¿Nuestras recomendaciones? Usa guantes cuando estés afuera (mejor si son de material natural — el algodón es muy bueno — y evita los sintéticos) y cuídalas con una buena crema de manos que puedas llevar contigo a donde vayas.

5. No olvides el resto de tu cuerpo

Hace frío, estamos cubiertas de pies a cabeza y nos olvidamos que la piel debajo de tanta ropa también se estresa ante los cambios. Mantén todo tu cuerpo hidratada aplicando una leche corporal hidratante después de la ducha, antes de irte a dormir y cuando sientas que la necesita.

A pesar de que hace frío y no lo percibimos con tanta facilidad, los rayos UV del sol siguen lastimando. Recuerda usar crema solar, un buen sombrero y buenos abrigos.

Sigue estas recomendaciones y estarás lista para la llegada del invierno. Y escucha tu piel — al final es ella la que mejor te comunica lo que necesita.

Y tú, ¿cómo preparas tu piel para el frío?

Prueba nuestro pack Hidratación Total para darle la bienvenida al invierno de la mejor manera. ¡Tu piel te lo agradecerá!

¿Quieres ser el primero en enterarte de nuestras historias?

¡Suscríbete ahora a nuestra newsletter!

SUSCRIBIRME